Mi cobija Rosa

Por: Regina Huerta Sánchez

Desde que era bebé mi tía, que se llama Cristina, me regaló dos cobijitas para estar muy a gusto y tibiecita a la hora de dormir, una era verde de Peter Pan y la otra rosa con un osito de peluche, las dos me gustaban mucho, hasta que un día que fuimos a un hotel de Ixtapan de la Sal, olvidé mi cobija verde allí, yo me sentía muy triste por que era yo muy pequeña y esa cobijita me gustaba mucho, pero luego me di cuenta de que aun tenia mi cobija rosa, todas las noches me dormía con ella y si no me tapaba con ella al menos la tenía que tener a lado de mi para acariciarla o estrujarla entre mis dedos, así pasó el tiempo y yo seguía durmiendo con mi linda cobijita rosa, algunas personas se burlaban de mí porque aun seguía durmiendo con una cobijita para bebés, pero pues a mi me gustaba y me sigue gustando mucho esa cobija, por eso es mi cobija favorita, y la verdad no me importa lo que piensen los demás sobre eso, y aunque ahora mi cobija rosa ya no es tan pachonsita como antes, sigue siendo muy suavecita, y aunque su color rosa potente disminuyo, todavía se ve muy linda con un rosa tenue y tierno, desgraciadamente, ya no me puedo tapar con ella por que ya estoy más grande y la cobijita ya no me alcanza a tapar completa, pero la sigo teniendo junto a mi almohada a la hora de dormir para estrujarla entre mis dedos y espero nunca perder esa cobija para que cuando crezca y tenga a una hija, se la regalaré y ojalá le guste tanto como a mí.

Anuncios

2 comentarios en “Mi cobija Rosa

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s